Seguidores

domingo, 15 de julio de 2018

Solo quedó nuestra historia - Adam Silvera

Título Solo quedó nuestra historia
Autor Adam Silvera
Páginas 316
Autoconclusivo
Editorial Puck

Sinopsis
Cuando Theo, el primer amor y exnovio de Griffin, muere ahogado en un accidente, su universo estalla. A pesar de que Theo se había mudado a California para asistir a la universidad y había comenzado a salir con Jackson, Griffin nunca dudó de que Theo regresaría con él cuando fuera el momento indicado. Pero ahora, el futuro, todo lo que tenía pensando para su vida, se está derrumbando. 
Para empeorar las cosas, la única persona que de verdad comprende el dolor de su pérdida es Jackson. Pero sin importar cuánto se sinceren el uno con el otro, Griffin continúa hundiéndose en su dolor. Comienza a perderse en sus obsesiones y elecciones destructivas, mientras todos esos secretos que tiene tan bien guardados podrían destruir su vida para siempre. 
Si Griffin quiere reconstruir su futuro, primero deberá enfrentarse a su pasado, a cada pieza desgarradora del rompecabezas de su vida.

Gracias a la editorial por el ejemplar.

Opinión personal
Cuando recibí este libro no sabía lo que se me venía encima. La trama me atrapó nada más leer la sinopsis y la curiosidad de saber por qué tiene tan buenas críticas este autor me hicieron ponerme con este libro nada más llegó.

El problema ha sido que no estaba en las mejores circunstancias personales porque aunque estaba deseando de ver qué pasaba en estas páginas, mi ánimo estaba por los suelos. Esto ha provocado que haya tardado un mes en terminarlo y que al principio la historia no llegara a engancharme del todo por la cantidad de emociones tan similares a las que estaba viviendo. Además de los continuos saltos en el tiempo, entre pasado -antes de morir Theo- y presente -después de la muerte de Theo. 

Por suerte, el obligarme a ir leyéndolo poco a poco ha hecho que este libro se convirtiera en un apoyo y finalmente la historia acabó siendo adictiva.

Se me hacía tan real la historia de Griffin que tenía que descansar de vez en cuando, me he sentido tan identificada con sus emociones que me ha sido imposible no conectar con él. No por ello comparto algunas de las decisiones que va tomando, pero es la gracia de este tipo de historias: no esperas que sean personajes perfectos, sino que es normal que cometan errores. No podemos dejar pasar que es un chico que aún no ha superado una ruptura así que es normal que tenga pensamientos egoístas y haga cosas motivadas por la rabia. No por ello las justifico, pero pueden entenderse.

Aún así es el personaje que más me ha gustado de la historia porque es muy complejo y se va viendo su evolución progresiva. No es un cambio radical, pero párrafo a párrafo se ve un proceso lento y real. 

Me ha gustado muchísimo la forma de narrar del autor y ya sé por qué es tan valorado en estos momentos: transmite muchas emociones con muy pocas palabras. Trata temas como los TOC -trastornos obsesivos compulsivos-, la pérdida de un ser querido, la incompresión, la amistad, la superación personal y, en mi opinión, la relación tóxica que tiene con Theo.

Porque conforme vas acercándote al final, se ve la verdadera cara de Theo, de como intenta pasar página pero no lo hace del todo haciendo así que Griff siga manteniendo esa esperanza de volver a estar juntos.

No las llevaba todas conmigo al empezar el libro porque me recordaba un poco al estilo de John Green pero no están a la misma altura. Adam Silvera supera con creces las historias de John Green, al menos con este libro por el trasfondo que tiene tan profundo.

Sin duda no va a ser el último libro que lea del autor. Porque no encuentro más motivos para recomendarlo que leerlo por ser una historia realista y porque ha llegado en el momento más adecuado para soltarme un salvavidas. 

5/5

miércoles, 11 de julio de 2018

Mi plan D - Andrea Smith

Título Mi plan D
Autora Andrea Smith
Páginas 438
Saga
  #1 Mi plan D
  #2 ¡Eh, soy Les!
Editorial Plataforma Neo

Sinopsis
Si hay algo que define a Kenzie Sullivan es su obsesión por hacer listas que la ayuden a organizar su vida: las comidas de la semana, los libros que quiere leer, la ropa que se pondrá, etc. Y, por supuesto, también tiene una con los nombres de los chicos que le gustan: desde su amor platónico, con quien ni siquiera se atreve a hablar; pasando por su mejor amigo, del que está secretamente enamorada; hasta su peor enemigo, el chico con el que no saldría nunca.
Pero ¿qué sucederá cuando un día alguien robe su lista y la reparta por todo el instituto?
Kenzie deberá aprender a hacer frente a los problemas. Quizá por el camino descubra que la vida no puede controlarse y que las cosas verdaderamente importantes suceden cuando nos dejamos llevar.

Opinión personal
Si vais a leer este libro y tenéis la manía de leer la última frase o mirar las páginas que tiene, NO LO HAGÁIS, os haréis el spoiler del siglo. Bastante mal por parte de la autora, por cierto. Y no, a mí no me ha pasado, y menos mal, porque hay libros que sí lo hago pero con este no lo hice y uf, de la que me libré. Eso sí, aun así hay algo que se puede considerar spoiler así que SPOILER el título ya hace spoiler FIN SPOILER. Cuánto spoiler en tan pocas frases. Spoilerx7.

Dicho esto, y no hay que ser muy inteligente, ya se sabe que esta historia va a ser un cliché con patas. Algo que no he terminado de entender es ¿ambientación americana? ¿Por qué? A pesar de que es una historia muy ágil, adictiva y muy sencilla, me han fallado algunas cosas porque aunque no me esperaba una obra maestra, he visto cosas que resultan algo infantiles.

Lo primero de todo es que como punto positivo voy a destacar a Kenzie. No es la protagonista perfecta pero, ¿quién lo es? Quizás ya le sumaba puntos que haga listas para todo. Sin ir más lejos, tengo listas de las listas que tengo. Redundante, uf. No comparto todas y cada una de sus decisiones pero hay algunas que las toma con bastante madurez porque, yo realmente esperaba que se centrara en la lista y que no lo superase y tal, y sin embargo solo se permite andar cabizbaja un día y porque le ha pillado por sorpresa. Normal. 

Una de las cosas que me chocan es el hecho de que sale a la luz la lista con los cuatro nombres de chicos y los cuatro empiezan a rondar alrededor de Kenzie. ¿Qué pasa? ¿Qué hasta que una no declara sus sentimientos -de forma directa o indirecta- no la veis con otros ojos? Dejémoslo en casualidades de la vida.

Ya aclaro que, si no es obvio, hay un triángulo amoroso. Con ellos soy bastante neutra pero realmente hay cosas de este que si no las hubiera incluido estaría bastante bien. Están los dos chicos: Mason, el mejor amigo incondicional; y James, el incordio que tiene por vecino. 

Ya desde el principio me había posicionado con James. ¿El por qué? Porque es el que muestra más madurez con respecto al triángulo amoroso. James le da espacio a Kenzie. No intenta meter mierda entre Mason y ella, sino todo lo contrario. Y sin embargo a mí Mason me ha dejado más fría. Eso sí, quitando de ambos el hecho de que se enfrenten por conseguir a la chica -rolled eyes. También quiero decir que no por ello James haya jugado completamente limpio. En realidad ninguno lo hace.

Es por eso que llega un momento en el que la trama se vuelve repetitiva y no veía el momento de que Kenzie tomara un punto neutro y enfriara la mente.

También tenemos apenas cuatro capítulos narrados por ellos y son justo en puntos clave donde saca de dudas al lector y aclara la situación. Una pena que no haya incluido más.

Todos hablan de la hermana de Kenzie. Que con tan solo doce años es explosiva e intrépida y tiene unos puntos bastante divertidos. Yo, hablando con sinceridad, si no fuera porque sé de la existencia del segundo libro con su perspectiva, no me habría fijado tanto. Pero como le he seguido la pista, he visto que ese segundo tomo promete bastante y espero hacerme con él pronto -si lo tienes y quieres vender o intercambiar, no dudes en contactarme.

Así que si buscas algo rollo juvenil, con un triángulo amoroso más o menos decente y con ambientación americana de regalo, este es tu libro. No te dejes intimidar por el tamaño porque se lee en un suspiro. Aunque, ¡te deseo suerte con las indecisiones de Kenzie!

4/5

domingo, 8 de julio de 2018

De nadie - May R. Ayamonte

Título De nadie
Autora May R. Ayamonte
Páginas 345
Autoconclusivo
Editorial Planeta

Sinopsis
Nadia, Olivia y Narella lo tienen claro: van a vivir la vida a su manera, y nadie las va a parar. Se enamorarán, disfrutarán del sexo, irán de fiesta, y superarán todos los obstáculos… como quieran y con quien les dé la gana, ya sea un chico o una chica, en una relación abierta o en exclusiva. El último curso en el instituto será memorable, y aprenderán las lecciones más importantes: que hay muchas maneras diferentes de amar, que su libertad está por encima de todo, y que nada sabe mejor que el primer bocado de comerse el mundo.

Opinión personal
Estaba deseando de empezar este libro porque ya con la sinopsis sabes que es una historia diferente, de esas que pocas personas se atreven a escribir. Sobre temas que son tabú y que poco a poco parecen ir normalizándose.

Tiene una narración múltiple, esto es que nos encontramos perspectivas desde varios de los personajes. Podría decirse que las protagonistas son Nadia, Olivia y Narella pero realmente no me ha dado la sensación de que a lo largo del libro se les diera la misma importancia. Nadia y Hazel, otro personaje que conocemos también a través de su perspectiva, parecen acaparar toda la atención.

Al principio no es así porque yo me he visto atorada con tantísima información de cada uno de los personajes que aparecen en tan solo 30 páginas. No digo que esté mal, porque así desde el principio sabes la historia que vive cada personaje y vas relacionándolos pero tan de golpe y con muy poco descanso ha acabado agobiándome. Tenía que parar y volver a leer algunos párrafos para ir entendiéndolo todo bien.

Creo que esto también ha sido en parte por la narración porque me daba la sensación de que estaba leyendo teatro. Solo me faltaba que en vez de guiones estuviera el nombre del personaje que habla además que las aclaraciones después de los diálogos parecen las de un narrador en un teatro. Al empezarlo no tenía mucha queja de esto pero conforme avanzaba en sus páginas iba notando que se me hacía más pesado porque también son frases muy cortas y concentradas. Además que se empieza un párrafo hablando de un personaje y al cabo de tres frases está hablando de otro y no me daba cuenta hasta que lo terminaba y veía que había cosas que no tenían sentido. Y también está el hecho de añadir información así por la cara. 

He acabado el libro y sigo pensando que hay detalles y circunstancias que están ahí metidas por obligación, como para engordar el libro porque realmente no creo que aporten algo más a la historia en sí. Llega un momento, hacia el final, que se mete un drama más, una preocupación más ¿y para qué? Para no llegar a ningún lado.

Eso sumado al drama personal de Nadia ha hecho que se me hiciera agotador leer a esta protagonista porque no parecía pensar en otra cosa y tampoco hacía nada por intentar superarlo. Entiendo que sea una circunstancia dolorosa y difícil de superar, pero si tu madre lo ha hecho, pasa página tú también. Ella ha pedido ayuda, ¿por qué tú no?

De todas formas esto es un poco más secundario porque en realidad los temas principales podrían ser la bisexualidad, homosexualidad, las relaciones abiertas... Pero también hay pequeños toques de machismo y sobre todo mucho feminismo.

Que eso es otro de lo que a mi parecer se ha quedado algo coja. Se nos presentan a tres protagonistas feministas y luego tienen ciertos comportamientos que realmente no parecen serlo. Creen en la independencia total de la mujer y sin embargo como que se quedan ancladas en un hombre toda la historia. A ver, me explico. Nadia disfruta del sexo sin compromiso. Vale, genial. Conoce a un chico que disfruta de relaciones abiertas. Hasta ahí todo bien. Pero llega un momento en el que ellos dos se lían y él después se lía con otra y Nadia está tipo: ¿pero qué se cree este? Pero chica, si tú haces lo mismo y no habéis hablado nada de ser exclusivos, ¿de qué te quejas? Pues pilla un berrinche que te mueres.

Y Olivia casi que igual. Va de flor en flor, pero pilla una obsesión por el hermanastro de Nadia que flipas. Ah y los celos de mi amiga está tonteando con el chico que me gusta no podían faltar. Si vas a defender una ideología de amor libre y que cada uno se acueste con quien quiera pues me parece genial pero no les atribuyas comportamientos que los hagan parecer hipócritas.

También quería mencionar que se trata el tema del sexo pero esperaba que fuera de otra forma. Sí, está muy bien darle más visibilidad a la bisexualidad, las relaciones abiertas y tal, pero están muy trilladas. O sea, hay pocas personas dentro del conocimiento LGBTIQ+ que no conozcan ya de qué va esto, yo me esperaba otros temas que son más desconocidos. 

Hay muy pocos, tanto que yo no conozco ninguno pero imagino que habrá algo, que hablen de los transexuales, o incluso asexuales. ¿Y qué hay de los que no encajan en un género determinado? Son muchos ámbitos que tratar y sin embargo nos quedamos siempre estancados en los mismos. Supongo que aún estamos asumiendo que no todo el mundo es heterosexual, masculino o femenino, y vamos a paso de oruga.

Y ya hablo del final. Se queda muy abierto para mi gusto porque a lo largo de las páginas se abren varios frentes y se quedan muy en el aire. Por ejemplo Narella es de una familia muy convencional y me hubiera gustado ver si ella o su hermana consiguen enfrentarse a sus padres; o cómo se resuelve la situación de la familia de Olivia con maltratador incluido. Incluso me hubiera gustado ver cómo se desenvuelve Nadia en ese nuevo ambiente de relación abierta.

En general no ha sido una mala lectura, me ha entretenido e incluso he disfrutado del punto de vista de una persona que cree en la relaciones abiertas, o de descubrir tu verdadera orientación. Pero tiene muchos detalles que pulir y muchas casualidades que realmente no lo parecen. 

2'5/5

miércoles, 4 de julio de 2018

Enséñame a olvidar - Erica M. Chapman

Título Enséñame a olvidar
Autora Erica M. Chapman
Páginas 346
Autoconclusivo
Editorial Ediciones B

Sinopsis
¿Cómo aprender a vivir mientras esperas el día en que has decidido morir? Ellery lo tiene todo listo. Ha comprado una pistola. Ha preparado su propio entierro. Ha elegido el día y la hora. Lo único que le falta es morir. Pero al apretar el gatillo, algo falla. Ellery no está muerta, por mucho que lo desee. En un segundo todos sus planes se desvanecen, y lo único que le queda es un arma defectuosa y veintiocho días por delante: los que quedan hasta el 31 de octubre, la fecha en que volverá a intentar suicidarse. La intención de Ellery es pasar sus últimos días lo más inadvertida posible y que su muerte no moleste a nadie. Pero Colter Sawyer, quien lleva tiempo observándola, ve en ella algo que le resulta familiar, y no tardará en unir las piezas y dar con su secreto. Veintiocho oportunidades para seguir con vida, para retomar viejas amistades, para enamorarse.Veintiocho oportunidades para aprender a olvidar.

Opinión personal
Quiero que sepáis que para las reseñas me ayudo muchísimo con los post-its. Con ellos voy marcando cosas que o bien me parecen buenas o todo lo contrario. Cosas destacables que no quiero olvidar mencionar en una reseña. Por ejemplo comportamientos de los personajes, si hay algún diálogo que parece fuera de lugar... En fin, ese tipo de cosas. Y después de tanto tiempo con este sistema he conseguido establecer un patrón. Sobre todo con aquellos libros en los que apenas pongo post-its. O me encantan o los odio. Y ya voy adelantando que este libro no tiene ni un solo post-it en sus páginas. 

Según ese patrón ya me quedarían solo dos alternativas: o alabar el libro o mandarlo a la lista negra. Y sin embargo no es así. Me sorprende que este patrón no se pueda aplicar a este libro porque ni me ha encantado ni lo he odiado y sin embargo apenas tengo cosas para mencionar y justificar mi opinión. Creo que podría quedarse en esos libros indiferentes.

Como me encuentro totalmente en blanco, empiezo hablando de lo que vais a encontrar en esta historia. Como bien aclara la sinopsis, Ellery quiere suicidarse. Pero la primera vez que lo intenta le sale mal. Así que sí, vais a encontrar a una protagonista sumida en tristeza, culpabilidad y depresión. No por ello es una historia dramática o muy dura de leer, todo lo contrario. No solo vemos la mente caótica y suicida de Elley, también vemos la impotencia de los personajes que la rodean por no poder hacerle cambiar de idea. Cuando digo personajes, en realidad es personaje, porque solo uno parece detectar que Ellery está realmente mal. Y como ya nos spoilea la sinopsis, es Colter, y no es precisamente su mejor amigo.

Hay algo desconcertante y es la de suicidios en poco tiempo que transcurren en esta ciudad. Solo tienes que ser una persona suicida para que descubras que hay más suicidas escondidos por la ciudad. Demasiadas casualidades diría yo. Es cierto que sin estas cosas del destino, la historia no se llevaría a cabo como lo hace, realmente son necesarias para el desarrollo de la historia entre Ellery y Colter.

La narración es muy ágil, con capítulos muy bien fragmentados que no son muy largos pero tampoco te dejan justo con la miel en los labios para hacerte devorar el libro en unas horas. También quiero destacar la forma de describir los sentimientos y emociones, sobre todo los relacionados con el suicidio y la culpa porque te acercan muchísimo más a Ellery y hacen que aunque no hayas pasado por ello, lo vivas y lo entiendas.

También hay detalles que no tienen apenas importancia y sin embargo aparecen de relleno por la historia. El drama familiar al principio parece metido con calzador y sin embargo cuando se desvela todo lo que pasó la fatídica noche desde la que Ellery va cargando con la culpa -ya hacia el final de la historia lo que permite mantenerte pegada a las páginas-, parece entenderse un poco mejor pero no se indaga como esperaba que hiciera. Al igual que otros pequeños dramas relacionados con la ex y la madre de Colter que no parecen tener ninguna explicación ni relación con la historia principal. Me hubiera gustado saber más sobre la vida de Dean, compañero de clase de Ellery, y el hermano de Colter. Meterme más de lleno en su vida, dar una explicación a sus actos y tratar de entenderlos como hacemos con Ellery.

Y como no podía faltar en una historia de adolescentes, tenemos el romance. Que no me parece nada mal, es más, me parece bien llevado pero quizás le falta profundizar porque queda muy superficial y ni siquiera se describen del todo lo que siente Ellery respecto a Colter.

Por último, hablo del final, y esta vez más que nunca hablo desde mi punto de vista personal porque por circunstancias en mi vida, esperaba otro final. No me parece mal dada la historia pero para mí, por mis circunstancias, hubiera preferido otro, me hubiera gustado ver a Colter o a Jackson narrando y que la historia siguiera otro curso y me dejara una lección de vida diferente.

No es una historia brillante, pero es entretenida y me parece adecuada para esas personas que piensan en el suicidio como una locura. Porque no es fácil salir de una situación así y menos cuando todo a tu alrededor parece ir en tu contra.

3/5